Un poco del Algarve

El Algarve te sonará porque es uno de los lugares de veraneo más preferidos por muchos europeos. Aquí verás solo un poco del Algarve, ruta de 3 días, qué ver y qué no hacer. Tengo ganas de visitarlo más tiempo pero fuera de los meses altos de verano, ya que hay demasiada gente.

Alojamiento

Nuestra ubicación para quedarnos fue Armaçao da Pera, un airbnb muy cerca de la playa del pueblo. Aunque podrás encontrar infinidad de lugares en Booking o Airbnb por toda la costa portuguesa del Algarve.

Playas cercanas

El primer día nos fuimos a la playa del pueblo. Agosto, ya os imaginareis cómo estaba, llena hasta no más poder. Hicimos la comida en uno de los chiringuitos de la playa. Muy buena la verdad.

La playa del pueblo muy normal en comparación con las que hay a sus alrededores. Vale para un apuro. En época veraniega está excesivamente concurrida y de hecho los hay muy madrugadores que van a coger sitio, dejando las toallas extendidas y la sombrilla abierta, pero sin nadie alrededor.

La playa que sí recomiendo es la Praia da Coelha, muy próxima a Armaçao da Pera. Es una playa con acantilados, estampa muy típica de la zona, con arena dorada y agua transparente muy fría. Es amplia y con marea media baja se puede cruzar hacia otra parte de la playa. En el agua tieen varias zonas de roca pero tiene varios espacios para poder bañarse tranquilo. Al subir la marea el espacio de la playa se reduce, con lo que ojo con colocar la toalla muy abajo. La playa tiene restaurante, tiene caminos con vistas por encima del acantilado y tiene un amplio parking, eso sí, a unos 300 o 400 metros que tendrás que hacer andando, pero vale la pena.

Qué no hacer en el Algarve

Decir que no vayas a un sitio turístico, en el Algarve, no tiene sentido. Pero dentro de estos los hay que son asumibles y otros que no, como ejemplo, los Beach Clubs.

Concretamente nosotros fuimos al Well Beach Club en Vale do Lobo, una urbanización muy buena, pinta de cara, a pie de una playa. Habiendo playas tan bonitas allí, no vale la pena. Es una trampa para turistas. Entras pagando 30€ por cabeza, solo la entrada. No tienes garantizada hamaca, solo si hay libres, nosotros tuvimos problemas para encontrar. Todo carísimo, bebida y comida, y esta muy normal, bocadillos, nachos, hamburguesa, poke, todo muy simple. Tardaron más de 1 hora en servir, salían unas cosas y otras no, en total más de 2 horas hasta que todos acabamos de comer. Parking de pago. No recomendado.

Una respuesta a «Un poco del Algarve»

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: