Paraíso en Menorca

Menorca es bajo mi punto de vista, la isla más bonita de las Baleares, tiene unas calas impresionantes y acantilados abruptos y buenas fiestas. He de decir que los turistas que más abundan son familias y parejas, pero también te encuentras grupos de chicos y chicas buscando fiesta y marcha.

Las zonas de fiesta se localizan sobre todo en los puertos de Mahón y de Ciutadella fundamentalmente los jueves, viernes y sábados, fuera de estos días hay ambiente pero no hasta tarde. Otro punto donde suele haber fiesta todas las noches es en la Cova d’en Xoroi, una discoteca-bar construido dentro de un acantilado. Para más fiestas ya depende de la época en la que se vaya y que coincida con las fiestas de los distintos pueblos.

Respecto a las calas, las mejores se sitúan en el suroeste de la isla. Hay que ir pronto a las que se encuentran cerca de los núcleos urbanos, ya que los aparcamientos están limitados y se llenan muy pronto. Las calas del norte, bajo mi punto de vista, no son tan bonitas, y además siempre suele estar más nublado y más ventoso que en el sur.

El aeropuerto se encuentra al lado de Mahón. Alquilar un coche es fundamental para recorrer la isla y moverte a cualquier punto de la misma. Nuestro apartamento estaba situado en Cala Blanca, a 45 minutos aproximandamente de Mahón y a unos cuatro kilómetros de Ciutadella. Cala Blanca es una zona de apartamentos bastanto turística y donde no abundan mucho los guiris, estos se suelen situar al norte de Ciutadella sobre todo. No es una zona muy bonita pero es asequible en precio en temporada alta.

Ciutadella es la segunda ciudad de Menorca en importancia tras Mahón. Tiene un puerto deportivo muy bonito y es en el donde se concentran todos los bares, restaurantes y pubs de la ciudad. Suele haber mercados en las calles que bajan al puerto donde se venden baratijas, ropas, etc. Antes de meterte en algún restaurante consulta los precios porque pueden variar mucho de un sitio a otro y suelen ser bastante elevados.

Puerto de Ciutadella

Cala Macarella es una cala muy bonita situada al sur de la isla, arena dorada y agua azul turquesa. Es bastante familiar y de parejas. Desde al aparcamiento donde se deja el coche está a unos 15 minutos andando. Al lado, a unos 10 minutos andando, se encuentra Cala Macarelleta, se trata de una playa nudista aunque lo que más abunda es la gente con bañador. Es una cala pequeña de arena dorada y agua verde esmeralda. Os recomiendo que vayáis a esta porque el ambiente es mucho mejor que Macarella.

Cala Macarella
Cala Macarelleta

Cala Mitjana, también situada al sur, es una cala de arena dorada y agua verde esmeralda. Para mi fue la mejor y más bonita de todas la calas a las que fui. Tiene una roca de unos 5 metros de altura desde el agua desde la que la gente se suele tirar y da a una zona rocosa donde puedes ir a hacer snorquel, es muy recomendable llevar una cámara para poder sacar fotos en esa zona y si se puede una linterna, porque hay una cueva en la que te puedes meter pero hay demasiada oscuridad para ver dentro con claridad. El aparcamiento se encuentra a 5 minutos andando de la playa.

Cala Mitjana
Cala Mitjana
Cala en Turqueta es quizás la menos bonita del sur, pero también vale la pena ir  a ella y el aparcamiento está muy cerca de la playa. Cala Coves es una cala situada en el sureste. Se trata de una cala rocosa muy bonita con zonas donde el agua recuerdo al caribe. Por ser rocosa no es muy propicia para tomar el sol o pegarse unos chapuzones pero sí es idónea si tienes un barco ir a hacer una visita. El aparcamiento está a unos 10 minutos andando.
Cala Coves

Al sur, un poco más al oeste que Cala Coves, se sitúa Cala en Porter, donde se encuentra la famosa Cova d’en Xoroi. Es una pasada verla y entrar porque se trata de un bar construido dentro del acantilado en plan cuevas y tiene dos terrazas sobre el mismo acantilado, es una zona fantástica para ver la puesta de sol.

Cova d’en Xoroi
Cova d’en Xoroi
Al norte, vale la pena ir a Cala Pregondó y Cala Pregonda, ambas situadas cerca. Son calas rocosas y de arena rojiza. Lo peor de estas calas es que al estar situada al norte suele estar más nublado y si tienes la mala suerte de que además el día esté ventoso no se está tan bien, porque son calas más abiertas al mar y suele haber más medusas que el resto de las calas. Lo peor es que tardas unos 30 minutos andando en llegar desde el aparcamiento a la cala.
Cala Pregonda

El punto más al norte de la isla es el Cavo de Cavallería. Ahí se encuentra un faro y una zona de acantilados muy impresionantes. Es una muy buena zona para ver la puesta de sol. Desde ahí se puede ver también la ciudad de Fornels, con uno de los puertos más grandes de la isla.

Cavo de Cavallería

En el centro se encuentra el Monto Toro, el punto más alto de la isla con unos 300 metros de altura. Desde ahí se pueden tomar unas buenas panorámicas de la isla viéndose perfectamente sobre todo el norte, Fornels, Cavo de Cavallería, cala Pregonda, etc.

Definitivamente Menorca es muy recomendable, tanto en familia, como en pareja como en grupo de amigos, es un paraíso con estupendas calas para pasar unas buenas vacaciones tranquilas, y el que quiera fiesta pues también tiene dónde elegir, no hasta muy tarde eso sí, pero puedes ir al menos de pub en pub.

[Ver fotos]

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: